La noche trágica del Monterrey donde falleció un tico

 

La tragedia del 45
A horas de la gran final 2017 entre Rayados y Tigres se recuerda este día triste

Cuando este jueves 7 de diciembre se mueva el balón en el estadio de los Tigres, se estarán cumpliendo 72 años y tres meses, del accidente que sufrió el Monterrey, cuando viajaba a jugar a Guadalajara y se incendio el autobús.

En el bus viajaba el jugador costarricense Enrique Lizano Benavides de 28 años, quien sufrió quemaduras de consideración que le ocasionaron la muerte 3 meses después.

La oscura noche del 14 de septiembre de 1945, el equipo viajaba con destino a Guadalajara para realizar un partido de la liga mexicana, con tan mala suerte, que cuando cargaban combustible en la localidad de San Juan de Los Lagos, el bus se incendió cuando una persona lanzó una colilla de cigarros cerca de la toma de la gasolina, y como los jugadores iban dormidos, no pudieron bajar a tiempo, sufriendo muchos de ellos fuertes quemaduras.

Aunque no hubo muertos ese día, las graves lesiones sufridas por muchos de ellos, ocasionaron la muerte del tico Enrique Lizano Benavides de 28 años, tres meses después del accidente.

Tiempo después también murió el jugador Leonardo "Cuadros" Vidal, y Eduardo Quezada ya no pudo jugar más por sus heridas.

Los Rayados de Monterrey llegaron a la gran final con el equipo de la misma ciudad Tigres de la Universidad de Nuevo León, partidos que se jugarán este jueves, el de ida, y el domingo el de vuelta.