Pitcheo de Dodgers contra poder de Astros: Arranca la Serie Mundial

Este martes arranca la Serie Mundial entre dos novenas que sumaron más de 100 victorias en la temporada regular: Dodgers de Los Ángeles (104 triunfos-58 derrotas) vs. Astros de Houston (101-61), representantes de las ligas Nacional y America, respectivamente.

Esta será apenas la octava vez que dos equipos con esa cantidad de alegrías se enfrenten en el Clásico de Otoño y la primera ocasión desde 1970.
¿El prolongado descanso de los Dodgers les beneficiaría? Ojo al dato: desde 2006, el equipo que aseguró primero su campeonato de liga ha perdido 10 de 11 Series Mundiales. Entonces, parece que vale más llegar en buen ritmo que la pausa.

Dodgers
Los Dodgers vienen de superar a los vigentes campeones, Cachorros de Chicago, 4 juegos contra 1, en la Serie de Campeonato, y cuentan con argumentos tanto colectivos como individuales para pensar en acabar con la sequía que sufren desde 1989, cuando superaron a los Atléticos de Oakland.
El tercera base de las barbas rojas, Justin Turner, batea .322 en la campaña, pero deberá recibir más ayuda en la alineación con el esperado regreso del torpedero Corey Seager, quien se perdió la Serie de Campeonato por una lesión de espalda. La evolución de Yasiel Puig, especialmente con su paciencia en el plato, le da más opciones de combinaciones a los Dodgers y es otra arma consistente. El primera Cody Bellinger ha sido garantía de poder, con 39 vuelacercas, así como de empujadas, con 97.
En pitcheo, la rotación usada por el manager Dave Roberts, con base en los zurdos Clayton Kershaw, Rich Hill y Alex Wood, y el derecho japonés Yu Darvish, ha trabajado para una efectividad de 3.19, con 15 limpias permitidas en 42.1 entradas. Es un pitcheo excelente.
Los Ángeles tuvo la menor efectividad de un bullpen en temporada regular, pero en postemporada revirtió los números para un extraordinario 0.94 de carreras permitidas por cada nueve capítulos, dos boletos y 32 ponches en 28 entradas y dos tercios: Brandon Morrow ha sido tremendo en el relevo intermedio y la recta cortada de Kenley Jansen ha lucido indescifrable.

Astros
La ruta de postemporada de Houston hacia su segunda Serie Mundial fue mucho más difícil que la angelina. En lugar de cruzar con apenas una sola derrota, como hizo L.A., los Astros necesitaron cuatro juegos para eliminar a los Medias Rojas de Boston y sudaron la gota gorda en siete contra los Yankees de Nueva York.
En el camino, surgió un gran signo de interrogación sobre un bullpen desvencijado, pero en abridores están bien: Justin Verlander ha lanzado para 8-0 con efectividad de 1.39, y 59 ponches en 51 entradas y dos tercios para los Astros.
Por lo demás, Dallas Keuchel aparenta estar de vuelta de sus problemas de cuello y hombro que le aquejaron en esta temporada, mientras que Charlie Morton y Lance McCullers serán tercero y cuarto de la rotación, respectivamente... una rotación sólida, que, más allá del cerrador Ken Giles, el mánager AJ Hinch ha de estar rezando que no le flaquee, dada la inconsistencia del relevo medio.
La alineación de bateo es la misma que lideró las Mayores en ofensiva durante campaña regular (cantidad de carreras anotadas, promedio de bateo, porcentaje de slugging, porcentaje de embasamiento, más outs productivos, etc.). A la sombra del venezolano José Altuve (.346 de porcentaje y 24 cuadrangulares) y el puertorriqueño Carlos Correa, el cubano Yuli Gurriel es determinante para los Astros, tanto en la serie divisional frente a Boston, como en la siguiente ronda ante Nueva York.

Historia

Los Dodgers han ganado 22 veces el banderín de la Liga Nacional, pero solo 6 veces conquistaron la Serie Mundial. Los Astros solo disputaron una Serie Mundial y la perdieron barridos en 2005, ante los Medias Blancas de Chicago.

Pronóstico
Entonces... Dodgers en 7.

Programación

Juego 1: Martes 24 de octubre, en Los Ángeles: Dallas Keuchel (Astros: 14-5, 2.90) vs. Clayton Kershaw (Dodgers: 18-4, 2.31), 6:09 p.m. (hora de Costa Rica). La Serie Mundial se disputa al mejor de un máximo de siete partidos (el que gane cuatro, se corona).