Zverev cerca de quedar eliminado, Djokovic se reivindica y Thiem avanza sin problemas

El alemán Alexander Zverev, tercero del mundo, estuvo muy cerca de despedirse de Roland Garros ante el bosnio Damir Dzumhur, mientras que otros dos favoritos, el serbio Novak Djokovic y el austríaco Dominic Thiem, siguieron adelante sin tanto sofoco.

En el cuadro femenino, la danesa Caroline Wozniacki, segunda del ránking WTA, continuó con su triunfal paseo en París con otra abultada victoria ante la francesa Pauline Parmentier por 6-0 y 6-3.

La sorpresa fue la eliminación de la ucraniana Elina Svitolina, cuarta del mundo, quien fue apartada en la tercera ronda de Roland Garros por la rumana Mihaela Buzarnescu (33).

En el cuadro masculino, Zverev, estandarte de la nueva generación del tenis mundial, tuvo pie y medio fuera de Roland Garros, pero una bola de partido que salvó en el quinto set le dio el aire suficiente para eliminar al bosnio Damir Dzumhur, 29 del mundo, por 6-2, 3-6, 4-6, 7-6 (3) y 7-5 en tres horas y 54 minutos.

Para los octavos de final de Roland Garros, fase a la que llega por primera vez en su tercera participación, el espigado jugador se encontrará al ganador del partido entre el ruso Karen Khachanov (38º del mundo) y el francés Lucas Pouille (16), que fue aplazado al sábado por la lluvia.

El tenista alemán, de 21 años, levanta muchas expectativas y esta vez le tocó defenderse de las críticas a su juego.

"No importa cuánto tiempo paso en la pista. Tampoco importa si hago 9-7 en el quinto set o es un 6-1, 6-1, 6-2. Estoy en la siguiente ronda y eso es lo que cuenta", afirmó.

También se le complicó la tarde al ex número uno Djokovic. El actual 22º del mundo sufrió ante un jugador con mejor ránking que él, el español Roberto Bautista Agut (13º).

Necesitó cuatro sets y tres horas y 48 minutos para superar a Bautista, que decidió participar en el torneo parisino a pesar de la reciente muerte de su madre.

El serbio completó un buen partido, aunque dejó algunos gestos que crean dudas sobre su estabilidad emocional: reventó su raqueta en el final del segundo set, frustrado por un fallo con su golpe de derecha.

Djokovic se enfrentará en los octavos del torneo con el español Fernando Verdasco, 35 del mundo, quien superó a otro de los favoritos, el búlgaro Grigor Dimitrov (quinto del mundo), en solo tres sets.

Thiem, octavo del mundo, sudó más de lo previsto ante el italiano Matteo Berrettini (96), pero acabó por pasar a los octavos de final de Roland Garros, en los que se medirá al japonés Kei Nishikori (21).

El austríaco, un especialista en tierra considerado el gran rival para arrebatar el trono de Roland Garros a Rafael Nadal -que este sábado jugará los octavos ante el francés Richard Gasquet-, venció por 6-3, 6-7 (5), 6-3 y 6-2 en dos horas y 37 minutos.

En el cuadro femenino, la pugna por el número uno se va despejando. Una de las cinco jugadores que se lo podían arrebatar a la rumana Simona Halep cayó. Svitolina cedió ante la rumana Buzarnescu por 6-3 y 7-5.

Wozniacki, quien será número uno si gana el torneo, dio otro golpe encima de la mesa ante la veterana Parmentier, invitada al torneo, y medirá fuerzas en los octavos con la rusa Daria Kasatkina, 14 del mundo.

La otra competidora por el número uno, la española Garbiñe Muguruza, se medirá este sábado a la australiana Samantha Stosur.